Mozilla se deshace de Servo, le pasa el muerto a The Linux Foundation

Comment

Noticias

Mozilla sigue ahondando en la debacle en el que está siendo su annus horribilis: terminó 2019 registrando pérdidas por primera vez en su historia y comenzó 2020 despidiendo empleados, lo continuó despidiendo a muchos más empleados y, como era de esperar, todo ello ha derivado en el abandono por activa o por pasiva de algunos de sus proyectos más destacados, al menos en lo que a innovación se refiere.

El principal fue el lenguaje de programación Rust, uno de los aportes tecnológicos más interesantes surgido de Mozilla en los últimos años, cuya fundación independiente sigue en marcha. Su futuro, no obstante, no se pone en duda, precisamente por el valor que han encontrado en él muchos desarrolladores y, sobre todo, muchas grandes empresas, aunque todavía no se ha materializado su forma final. Pero a buen seguro que no tardará en anunciarse una Rust Foundation con todas las de la ley.

El abandono de Rust por parte de Mozilla se tradujo en el despido de varios de sus desarrolladores clave, no en el uso de la tecnología, que Mozilla ha usado y seguirá usando en el producto que los mantiene a flote, el navegador Firefox. En Rust se escribió el motor web de nueva generación Sevo, desarrollado en un principio como un proyecto experimental, pero del que han salido algunos de los componentes determinantes en la regeneración de Firefox impulsada con el lema de Quantum.

De ese ‘caldero de innovación’ llamado Servo surgieron, por ejemplo, el motor de CSS Stylo, o el motor de renderizado 2D WebRender, ambos integrados ahora en Firefox. Sin embargo, Servo podía dar mucho más de sí… y ya no está tan claro que lo haga, porque en el último despido masivo no solo se fueron a la calle desarrolladores de Rust: todos los desarrolladores de Servo compartieron la misma suerte -y no fueron los únicos.

Así es como Servo se convierte en un nuevo proyecto bajo el amparo de The Linux Foundation, según anuncian los responsables del mismo en el blog oficial. Y parecen entusiasmados, a juzgar por el tono con el que dan a conocer la noticia; como si ese hubiese sido un deseo largo tiempo anhelado. «Como resultado de estos cambios, ahora es más fácil que nunca contribuir al futuro de Servo», señalan, animando a la colaboración tanto a particulares como a empresas.

Cabe recordar que si bien Mozilla ha sido hasta ahora la principal impulsora de Servo, proyectos como Let’s Encrypt (también bajo el ala de The Linux Foundation) e incluso compañías como Samsung han mostrado interés y realizado modestas contribuciones con el proyecto, y es que, y esto es lo importante, Servo representaba mucho más que «un desarrollo experimental del que sacar ideas», muy especialmente para la propia Mozilla.

Servo nace con la intención de dotar a Firefox de las mismas capacidades técnicas que han hecho de Chromium el elegido por los principales navegadores web, pero no solo como navegador, sino como plataforma web. ¿Por qué compañías como Microsoft, Opera, Vivaldi o Brave han adoptado una tecnología desarrollada por un fagocitador de Internet -y competencia directa de todas ellas- como Google, existiendo Firefox? Por la sencilla razón de que, valga la redundancia, es mucho más sencillo desarrollar un navegador propio basado en Chromium que en Firefox.

«La misión de Servo es proporcionar un motor web independiente, modular e integrable, que permita a los desarrolladores distribuir contenido y aplicaciones utilizando estándares web», reza la descripción del proyecto; y tenían la mejor herramienta para lograrlo: Rust. Pero Mozilla nunca ha contado con el capital para impulsar el desarrollo de Servo al nivel en el que lo que hace Google con Chromium y de un tiempo a esta parte, aún menos.

Además, a pesar de los someros intereses que ha despertado Servo a lo largo de su andadura, las cosas están como están y desde luego, no parece que pasarle el muerto -porque un proyecto de esta envergadura sin desarrolladores a tiempo completo está muerto- a The Linux Foundation vaya a solucionar las cosas. Para más inri, todo esto pasa con la cuota de mercado de Firefox en mínimos históricos y, no nos engañemos, a nadie le va a afectar este movimiento más que a Mozilla.

Likes(0)Dislikes(0)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *